sábado, abril 10, 2010

LA MUCHACHA DE LAS BRAGAS DE ORO (adaptación)








JUAN MARSÉ
LA MUCHACHA DE LAS BRAGAS DE ORO
PLANETA, BARCELONA, 1988

Son vivencias marginales, que no aportarían nada al libro porque miran hacia otro lado, que diría Stevenson….. Las cosas no son como son, sobrina, sino como se recuerdan.
Pág. 121

En un país frustrado, la gente tiende a evocar cosas que no han sucedido.
Pág. 142

Ser inteligente, a mi edad, no consiste en saber lo que se quiere y conseguirlo, sino en renunciar a lo que te conceden demasiado tarde…
Pág. 173

Basándose en la idea wildeana según la cual arrepentirse de algo es modificar el pasado…
Pág. 176

Descubrió que las mentiras sufren también un desgaste de la memoria, y que necesitan, lo mismo que los recuerdos y los sueños, las urgentes reparaciones del amanecer.
Pág. 190